Familia no hay más que una

por Javier Pérez Campos

Página 1 2 3 4

Es curioso que, aunque esta película no esté basada en ningún suceso concreto, existen decenas de casos similares. Un ejemplo es el sucedido en Bogotá el 19 de junio de 2007:

PADRE DE FAMILIA MATA AL PRESUNTO VIOLADOR DE SU HIJO.- Cegado por la ira, un padre de familia mató a cuchilladas a un hombre que, presuntamente, había violado a su hijo y a otro menor de edad, y luego se entregó a las autoridades en la ciudad colombiana de Pereira […]

Igualmente sucedió en São Carlos el 9 de febrero de 2006, donde una mujer de 31 años asesinó al violador de su hijo. El violador era un vecino de la familia, y contaba con solo 15 años de edad.

Completamente distinta es la polémica causada en Turquía por los “crímenes de honor”, una práctica relativamente habitual en dicho país y que ha dado lugar a que sea la propia familia quien asesine a uno de sus miembros si ha sido violado, para preservar el honor de la familia.

El diario El País del 28 de agosto de 2004 publicaba una noticia que hacía saltar la polémica a los medios:

UNA FAMILIA TURCA MATA A SU HIJA PARA SALVAR SU “HONOR” AL DESCUBRIR QUE HABÍA SIDO VIOLADA. La joven Nuran Halitoglu, de solo 14 años, fue asesinada por su familia tras ser violada...

Y es que, como vemos, en muchos casos la injusta realidad va más allá de la oscura ficción.

Solo hace falta ver las noticias, y esperar a que aparezca una cruel matanza familiar dentro de un edificio. Ningún vecino dirá que esperaba aquello; nadie habría ni tan siquiera imaginado, que esa pareja feliz del quinto, con quienes se cruzaban habitualmente en el ascensor, fuera capaz de algo así…

La familia que mata unida, permanece unida…

Dentro de los tópicos del cine de terror, como veíamos, se encuentran las carreteras secundarias, el grupo de jóvenes inexpertos y la familia de perturbados.

Si mezclamos todo ello, y lo situamos en la fecha de Halloween, obtendremos una película actual que, a pesar de todo, pasó sin levantar demasiada polémica: “La casa de los mil cadáveres”, de Rob Zombie, y su posterior secuela, “Los renegados del diablo”. En ellas, otra macabra familia se dedica a secuestrar personas para convertirlas en muñecos de su particular casa del terror.

Sin embargo, un hecho alejado de cualquier tópico convulsionó a la ciudad de Indiana. Catalogado por los cronistas como uno de los sucesos más horribles nunca antes sucedidos en aquel lugar, la historia cuenta ya con una adaptación novelada de Jack Ketchum, titulada “An American Crime”, que ha sido llevada al cine recientemente con el mismo título, además de otra adaptación cinematográfica titulada “The girl next door”, también estrenada en Estados Unidos recientemente.

El 26 de Octubre de 1965, uno de los forenses de la pequeña ciudad de Indiana recibía en la sala de autopsias el cadáver de una joven que había sido brutalmente maltratada, vejada y violada durante días. Su cuerpo inerte yacía lleno de heridas y moratones sobre la mesa de autopsias. Aquella chica había fallecido por malnutrición, shock y hemorragia cerebral.

La víctima, Sylvia Likens, era hija de feriantes a la que dejaron junto a su hermana Jennifer Likens en manos de Gertrude Baniszewski, una vecina de confianza con siete hijos. Ellos tenían que recorrer algunas ciudades durante unos meses, y pronto volverían. Mientras tanto, pagaban a su vecina veinte dólares semanales por el cuidado de sus hijas. Pero si hubieran sabido lo que estaba a punto de suceder, nunca habrían confiado la vida de su hija en aquella casa…

Gertrude Baniszewski sufría constantes depresiones y estrés, fruto de varios matrimonios fallidos. Y cuando el dinero de los Likens comenzó a retrasarse en llegar, Gertrude desplegó su ira con las dos hermanas Likens, pero sobre todo con Sylvia, la mayor…

Continúa > >

Página 1 2 3 4